Reconecta contigo

Tiempo para ti

Llega el momento de sacar tiempo para ti, es hora de aprender a reconectar contigo mism@.

Si piensas que con todas las cosas que tienes por atender, ya lo que te falta es que llegue alguien y te diga que necesitas dedicarte tiempo para ti mism@, es que aún no has aprendido a valorar lo que significa reconectar contigo.

El descanso y el tiempo que necesitas dedicarte es un alimento más para que puedas vivir presente y disfrutar de tu día a día.

Empecemos por el principio… ¿Te suena esto de algo?

  • Me faltan horas en el día.
  • Termino la jornada agotad@, ya no me queda energía para nada más.
  • Tengo que atender demasiadas cosas en el día, lo mío lo voy dejando para lo último y a veces, no me da la vida para ese momento que tanto necesito.
  • Voy tan acelerad@ que me cuesta descansar por la noche, no consigo dormir lo suficiente.
  • Debido al estrés tengo problemas digestivos.
  • Suelo terminar el día con cefaleas y tensión en el cuello.
  • Quiero mejorar mi alimentación, pero por falta de tiempo voy siempre a lo más rápido y precisamente no elijo lo más saludable.
  • Quisiera tener alguna afición pero no consigo sacar tiempo.
  • Mi tiempo libre es para dedicárselo a mis hijos.

Y así la lista puede ser interminable, frases que hablan de falta de tiempo,  frases que dicen que la mayor parte del tiempo no hacemos lo que queremos, lo que sentimos o lo que necesitamos hacer.

A veces hacer es dejar de hacer, no hacer nada también es hacer algo, siempre que ese no hacer tenga un margen sano para enriquecernos con esa desconexión y descanso que tanto necesitamos.

¿Y a ti que te gustaría hacer mientras no haces nada?

Para reconectar contigo tienes que saber qué cosas son las que te recargan las pilas

Para ayudarte a que busques ese momento nutritivo y expansivo de tu energía, voy a darte una serie de recomendaciones para que elijas tu mism@ aquellas que puedan servirte de guía y establezcas como una prioridad el desconectar de tanto ruido que te aleja de tu propia conexión interior.

Dos maneras para recargar pilas

La primera forma para recargar las pilas es en compañía de otras personas, compartir tiempo con los demás nos ayuda a desconectar de la rutina, tomar un café con una amiga, jugar al pádel con los amigos, ir al cine acompañados y luego comentar la película, hacer ejercicio en una clase compartida, tomar una comida y disfrutar de la sobremesa…

Es cierto que hasta el momento no te he contado nada nuevo, lo sé, a todos se nos da muy bien compartir momentos con otras personas para divertirnos y disfrutar en compañía, hay muchas actividades que podemos hacer con los demás, esto es algo que se nos suele dar bien a la mayoría, solemos buscar esos momentos de desconexión para recargar pilas con las personas que queremos, es algo que surge sin ningún tipo de esfuerzo, es vital para nosotros poder compartir, somos sociales por naturaleza, aunque por supuesto cada uno a su modo, a su manera, con sus gustos y preferencias, hay personas que necesitan constantemente mucha gente a su alrededor y hay otros que con uno o dos le basta, todo está bien, cada uno se relaciona con los demás según su forma de ser y eso es perfecto y totalmente respetable.

La segunda forma para recargar las pilas es lo que le da sentido a las líneas de este pequeño artículo.

Para recargar las pilas, limpiar tu energía y reconectar contigo necesitas buscar tiempo para ti mism@, pasar un momento a solas, respirando, escuchando música, meditando, corriendo, andando, dibujando, haciendo manualidades, tocando un instrumento, escribiendo, reflexionando o simplemente observando, no importa si ese tiempo que te dedicas para ti lo inviertes haciendo algo o no, porque tanto si haces algo creativo como si no, estarás en comunión contigo mismo, siempre y cuando consigas aislarte de las preocupaciones del día a día,  una de las cosas que más gratificación nos aporta es aprender a establecer un diálogo interior con nosotros mismos, sin filtros, permitiendo que la creatividad aflore, siendo honestos, enfocándonos en la belleza que nos ofrece todo aquello cuanto nos rodea.

Antes de seguir quiero hacer un paréntesis y dar mi punto de vista de lo que es para mí estar en conexión conmigo, en ese momento para mí no existe el móvil ni ningún programa de televisión, porque esto me desvía de la atención plena que establezco cuando hago algo creativo o simplemente observo, es estar conmigo misma y dirigir mi atención en aquello que me enaltece, reconectar es fluir, dejar que aflore la creatividad y al mismo tiempo redirigirla, darle forma, crear aún cuando sólo estoy observando sin juzgar, sin ninguna otra necesidad mas que aquella que me permite estar presente y conectada conmigo misma, es un diálogo que habla con emociones sencillas y elevadas.

Quizás he usado demasiadas palabras, es algo tan insustancial que resulta algo complicado poder explicarlo, puede que tenga que decir que cuando realmente estás conectado contigo, te sientes en paz, tranquil@, lleno de gozo y vitalidad, es como tras un día de mucho trabajo llegas a casa, te das un buen baño y de pronto te sientes tan limpia y tan revivificada que te das cuenta que es lo mejor que has podido hacer para dejar atrás toda la pesadez que habías acumulado durante el día, es como quitarse capas de impureza para sentir la energía más ligera y despejada.

Dos formas diferentes de reconexión que crean un mismo ciclo en equilibrio

Cuando compartimos con los demás aflora la alegría, la vitalidad, el entusiasmo, la satisfacción, sentimos que nos replegamos hacia afuera, y cuando compartimos ese momento tan vital con sólo nosotros mismos, nos replegamos hacia adentro, encontramos la paz, la calma, el bienestar, se produce el equilibrio cuando compensamos estas dos formas de relacionarnos, es como hacer una respiración completa, es como permitir que el corazón se dilate y se contraiga para llevar el oxígeno y los nutrientes a todas las partes del cuerpo.

Ahora me gustaría preguntarte… ¿Respiras a medias o haces la respiración completa?

 

Aprende a dosificar...
Reloj arena - Reconecta contigo - Dosifica tu Tiempo - Reflexiones

Si quieres sentir que respiras profundo con calma y serenidad, entonces, tienes que aprender a realizar cada respiración de forma completa, es decir, tienes que aprender a dosificar tu tiempo, es como volver a reiniciarte.

Si todavía no sabes cómo reconectar contigo, crees que es imposible organizarse mejor, o simplemente no sabes cómo volver a encontrar el equilibrio de tu tiempo y energía, puedes ponerte en contacto conmigo, te ayudaré a dosificar, trabajaremos de la mano para que vuelvas a sentir tu energía viva y limpia.

Puedes escribirme haciendo click aquí

¡Comparte esta información!

¡Seguro que conoces a alguien a quien te gustaría Ayudar 😉 !

Programa

El Mapa De Tu Alimento

¡Cuídate!

Blog - Reiniciate -Programa Reiníciate - Alimentación - Dieta - Menú
BLOG
Tortitas de Patatas
RECETAS
Manzana - Dieta - Reiníciate - Consulta Dietética Online
CONSULTA DIETÉTICA
SERVICIOS

Al compartir esta información puedes ayudar a otras personas

¡Me ayudas!

INICIO      –       CONÓCEME      –       PROGRAMAS

Ir arriba